La vitamina D ayuda a los bebés a crecer con músculos y huesos fuertes




Vitalinka/Shutterstock.com

Los investigadores de la Universidad de McGill, en Montreal, Canadá, han descubierto una conexión entre la suplementación con vitamina D durante la infancia y una proporción más saludable de músculo y grasa en los niños pequeños. “Estábamos muy intrigados por una masa más magra y la posibilidad de que la vitamina D pudiera ayudar a los bebés a crecer con esqueletos y cantidades de músculo saludables, pero con menos grasa”, dice Hope Weiler, una de las autoras del estudio y directora de la Unidad de Investigación en Nutrición Mary Emily en la universidad.

El estudio original de 2013, dio seguimiento a 132 infantes que tomaron una de cuatro dosis diferentes de vitamina D diariamente durante sus primeros años. El estudio de 2016 uso los mismos datos para explorar el impacto de la suplementación con vitamina D en los niveles de grasa en los niños de 2 a 4 años. Los investigadores encontraron que a los niños que se les dio más de 400 unidades internacionales por día durante el primer año de vida, tuvieron un promedio de 450 menos gramos de grasa corporal a la edad de 3 años. También encontraron una correlación entre la suplementación y una masa muscular magra en los primeros tres años.

Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags