Alimentos varoniles

Aumente la testosterona con las decisiones correctas



La tasa hoy día de infertilidad masculina y disfunción sexual sugiere que los niveles bajos de testosterona se están convirtiendo rápidamente en un problema nacional.
 

Los epidemiólogos de la Escuela de Medicina de Johns Hopkins estiman que un 18.4 por ciento de todos los hombres estadounidenses sobre la edad de 20 años, para un total de 18 millones, han experimentado disfunción eréctil. Los Centros para la Prevención y Control de las Enfermedades informan que un 7.5 por ciento de todos los hombres con experiencia sexual menores de 45 años, o más de 4 millones, han consultado médicos especialistas en fertilidad, lo que sugiere que es un problema serio entre los hombres más jóvenes.

“Tanto la disfunción eréctil como la infertilidad reflejan selecciones en los elementos de los estilos de vida, en especial, obesidad, fumar y exposición a toxinas ambientales”, dice el naturópata James Occhiogrosso, de Fort Myers, Florida, autor del libro Your Prostate, Your Libido, Your Life: A Guide to Causes and Natural Solutions for Prostate Problems y de ProstateHealthNaturally.com. Él dice que hay muchas maneras de manejar los niveles bajos de testosterona, un factor común en ambas situaciones, y que una dieta saludable es crucial para la función sexual tanto en hombres como en mujeres.

Algunos alimentos pueden ayudar mientras otros pueden obstaculizar la vitalidad sexual del hombre, advierte Craig Cooper, de Newport Beach, California, fundador de la red CooperativeHealth con páginas web para la salud de los hombres y autor de Your New Prime: 30 Days to Better Sex, Eternal Strength, and a Kick Ass Life After 40. Él ha identificado actividades claves que no se deben hacer y que disminuyen la testosterona, como el ingerir exceso de azúcar, beber alcohol en exceso y tener un estilo de vida sedentario. Estos son los mejores alimentos para aumentar los niveles de testosterona:

Camarones: Al igual que los pescados grasos, este pequeño crustáceo es uno de los pocos alimentos naturales que son fuente de vitamina D, lo que confirma una investigación de la Escuela de Salud Pública de Harvard está vinculado con los niveles de testosterona. Cuatro onzas de camarones contienen 162 UI (unidades internacionales), cerca de 40 por ciento de la ingesta diaria recomendada.

El levantar pesas o el fisiculturismo no produce testosterona
Muchas personas piensan que los músculos estilo He-man de los levantadores de pesas se deben a la producción de grandes cantidades de testosterona. No es así, dice el naturópata James Occhiogrosso, que se especializa en salud de los hombres. “Los fisiculturistas consumen grandes cantidades de proteína para desarrollar los músculos”, dice él. “Cuando un hombre consume de  100 a 150 gramos de proteína todos los días, en realidad produce menos testosterona.” Para niveles saludables de testosterona, él recomienda que un hombre derive un máximo de 25 por ciento de sus calorías de la proteína.

Ostras, carnes rojas y semillas de calabaza: Todas son fuentes ricas en cinc. Cooper observa que las mismas tienen un vínculo directo con los niveles altos de testosterona. Advierte, sin embargo, que mucho cinc puede causar que disminuya la absorción. Los hombres necesitan 11 miligramos (mg) de cinc diariamente. Las ostras se consideran como el alimento del amor por una razón: una ostra en su concha contiene 12.8 mg de cinc. Las semillas de calabaza son fuentes de cinc con 7 mg en cada 3.5 onzas. En comparación, 3 onzas de hígado de res o la carne oscura del pollo entregan 4.3 mg y 2.4 mg, respectivamente.

Atún, nueces y carne sin grasa de animales alimentados con pasto: Estos son fuentes de alta calidad de ácidos grasos omega-3. “Sin la obtención de al menos el 20 por ciento de nuestras calorías diarias de grasa (no menos de un 15 por ciento), no podemos funcionar a nuestra capacidad más óptima, ya que las hormonas se producen a través de los componentes de las grasas en la dieta, incluidas las hormonas sexuales como la testosterona”, menciona Jim White, portavoz de la Academia de Nutrición y Dietética. “Una dieta alta en carbohidratos y mucha grasa—más de un 35 por ciento—causará ganancia de grasa corporal, lo que puede disminuir los niveles de testosterona. El equilibrio es la clave.”

Brócoli, coliflor y repollo: Los vegetales crucíferos son ricas fuentes de indol-3-carbinol, que ayuda tanto al balance de la testosterona como del estrógeno y neutraliza el exceso de estrógeno en hombres y mujeres, dice Occhiogrosso. Sí, los hombres también tienen estrógeno, solo que menos que las mujeres, y tener demasiado bloquea la producción de testosterona. 

Uvas rojas: Este alimento integral es una buena fuente de resveratrol y proantocianidina, que bloquea la producción de estrógeno dañino, dice White. El exceso de producción de estrógeno es estimulado por la ingesta de alimentos como la soja y la linaza, y las hormonas de crecimiento que se encuentran en las carnes producidas de forma industrial; los productos lácteos disminuyen la producción de testosterona en los hombres.

Perfil hormonal personal
James Occhiogrosso, consejero en asuntos de salud, dice que es esencial conocer el perfil hormonal completo del hombre, no solo los niveles de testosterona, para entender la mejor manera de tratar los problemas.

• Un panel hormonal debe incluir pruebas de sangre y saliva para lo siguiente:
• Testosterona
• Testosterona libre
• SHBG (globulina fijadora de las hormonas sexuales)
• Progesterona, estradiol (hormonas no solo presentes en las mujeres)
• DHEA (dehidroepiandrosterona), precursora u hormona base que produce estrógeno y testosterona

Fresas: Debido a que la vitamina C baja el cortisol, todas las bayas ayudan a reducir el estrés, incluso luego de un entrenamiento fuerte que puede obstaculizar la producción de testosterona. Un estudio publicado en el International Journal of Sports Medicine confirma que más niveles altos de cortisol disminuyen el deseo sexual y resulta en demora en la eyaculación. Además, dos estudios llevados a cabo en Brasil mostraron que los animales con ingesta alta en vitamina C tenían los recuentos de espermatozoides más altos que los otros en el estudio. (Otro combatiente del cortisol es la alicina en el ajo.)

Granadas: A Occhiogrosso le gustan las granadas para la construcción de niveles de testosterona. Un impresionante estudio publicado en la revista International Journal of Impotence Research mostró que el rendimiento de un 47 por ciento de hombres impotentes participantes en el estudio mejoró luego de consumir un vaso diario de jugo de granada por cuatro semanas.

“Los alimentos son siempre mi primera opción cuando estoy tratando a hombres con problemas de infertilidad y de niveles de testosterona”, dice Occhiogrosso. “A menudo es efectivo sin los peligros de las inyecciones de testosterona.”


Kathleen Barnes es autora de numerosos libros de salud, incluido Food Is Medicine: 101 Prescriptions from the Garden. Conéctese en KathleenBarnes.com.

Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags