¿Haces Parkour?

Usando el mundo como un parque de juegos



La sed de los atletas de encontrar nuevas formas de hacer ejercicio, vencer retos y expresarse hace que continuamente se estén creando nuevas formas de deportes, a menudo basados en otros anteriores. El windsurfing, snowboarding y mountain biking son un ejemplo.

Ahora, un grupo cada vez mayor de personas que practican el parkour están dando un salto y combinándolo con ingredientes de otros deportes y actividades a fin de retar la gravedad usando solo zapatos resistentes y accesorios.

Parkour, una palabra de origen francés que significa “recorrido” (especialmente recorrido de obstáculos), se popularizó por primera vez en Francia y es una especie de carrera acrobática en la que hay que saltar, dar volteretas, brincar y trepar y hasta incluso, correr por y encima de las paredes. Basados en un adiestramiento riguroso, los atletas callejeros superan o usan un sinnúmero de obstáculos de su medio ambiente inmediato.

Dichos movimientos fueron popularizados por estrellas del cine como Jackie Chan y Daniel Craig en la película de James Bond Quantum of Solace, al igual que en You Tube. Al principio se consideró como un deporte poco convencional, estrictamente urbano y sin un método de adiestramiento establecido, pero poco a poco se ha ido convirtiendo en una forma de entrenamiento para los atletas profesionales. Hombres y mujeres adultos que compitieron en gimnasia, atletismo y natación en su juventud, ahora lo usan para revivir sus viejas destrezas.

Recursos

El American Parkour (APK), con sede en Washington, D.C., es considerada la comunidad principal de este deporte en el mundo. Fue establecida en 2005 por Mark Toorock y su sitio web ahora cuenta con más de 90,000 usuarios y la visitan aproximadamente 100,000 personas con preguntas sobre el deporte. Provee noticias, correos electrónicos con rutinas diarias, guías de entrenamiento, recomendaciones para principiantes, material educativo, guías de recreación local y galerías de fotografías y vídeos.

Toorock, quien jugó fútbol en la escuela superior y luego se convirtió en un experto en artes marciales como el oom yung doe, kung fu y capoeira (que combina el baile con la gimnasia), se enamoró del parkour en 2003 cuando vio un vídeo de David Belle, francés reconocido como el fundador de esta disciplina y quien ha aparecido en más de 20 películas y comerciales desde el 2000. “Lo que hacía era tan diferente y auténtico”, recuerda.

Después de abrir el primer gimnasio de Parkour y Freerunning, el Primal Fitness, en D.C. en 2006, APK expandió sus localizaciones a Gainesville, Florida, y San Antonio, Texas. Todos ofrecen una sesión de introducción y clases supervisadas de parkour, boot camps, clases específicamente diseñadas para mujeres, campamentos de verano y clases de freerunning.

Toorock es cocreador y coproductor de Jump City: Seattle, ocho espectáculos de parkour de una hora para presentar el concepto a las personas (G4TV.com). Otros centros de entrenamiento que ahora se concentran en el parkour incluyen: Base Fitness, en Noblesville, Indiana; Apex Movement, a las afueras de  Denver; Parkour Visions, en Seattle; Miami Freerunning, en Florida; y Fight or Flight Academy, en Eden Prairie, Minnesota. Cada vez son más los centros que están surgiendo en toda la nación y el departamento de parques y recreación de San Antonio ahora ha añadido un parque de parkour.

Sáquele provecho a la energía

“Parkour permite a los adultos continuar practicando gimnasia o aprender a practicarla por primera vez de forma nueva y creativa”, indica Toorock. Natalie Strasser, gimnasta durante más de 13 años, es una atleta auspiciada por APK en Los Ángeles para llevar a cabo seminarios y talleres sobre la disciplina.

Travis Graves, entrenador principal de las academias APK a cargo del entrenamiento de los maestros, dice: “Una de las prioridades que deben tener todos los principiantes es respetar la fuerza y el impacto de las caídas, esto es indispensable para poder rodar, tener balance y aumentar el juego de pies”. También recalca la importancia de los periodos de calentamiento y enfriamiento, al igual que las guías generales de seguridad.

“Puede que algunas mujeres se sientan intimidadas, ya que lo que ven en YouTube son adolescentes y hombres jóvenes practicando este deporte”, comenta Graves. “Pero cualquier persona puede experimentar y desarrollar su propio estilo de parkour a un nivel que le sea cómodo”.

Lisa Peterson, de McLean, Virginia, se sintió atraída por primera vez al parkour al ver los movimientos creativos que incorpora esta disciplina. Esto representó un próximo paso en su carrera de maestra y bailarina de ballet, baile de salón y tango argentino. “Como fui víctima de maltrato cuando niña, siempre estoy buscando formas de fortalecer mi confianza y autoestima”, señala. “El parkour me ha brindado todo eso”.

La APK hace reuniones regularmente alrededor de todo el país. “Exhortamos a las personas a que sigan nuestras guías”, señala Toorock, “aunque no podemos decir que otros métodos estén mal”.

“Todos tenemos una gama de capacidades. Ayudamos a las personas a progresar cada vez más de forma segura y adecuada”, explica. “Algunos principiantes pueden usar equipo protector como guantes y protectores para las espinillas, pero la mayoría los deja de usar porque no quieren depender de estos.  Cada cual es responsable de su propia seguridad y la meta es lograr alcanzar la libertad total del movimiento”.

“El mundo es un parque de juegos”, termina diciendo. “Parkour sencillamente nos deja usarlo de más formas.”


Obtenga más información en AmericanParkour.com y DavidBelle.com.

Randy Kambic es un editor y escritor en Estero, FL, y editor para Natural Awakenings.

Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags