Regalar con sentido

Sugerencias para simplificar la temporada



Es esa temporada del año nuevamente y una encuesta realizada en los Estados Unidos por Harris Interactive revela que la mayor parte del 90 por ciento del estrés que sentimos al llegar las Navidades tiene que ver con los regalos. Así que solucionar este problema nos permite tener una Feliz Navidad. El mismo estudio descubrió que si tuviéramos la opción, la mayoría de nosotros preferiría invertir en buenas relaciones familiares en lugar de más cosas materiales.

Natural Awakenings ha descubierto cuatro formas en las que podemos hacer que los días festivos sean menos caóticos, más relajados y significativos. Primero, dice Barbara Kilikevich, autora del libro A Mindful Christmas–How to Create a Meaningful, Peaceful Holiday, tenemos que dejar atrás la mentalidad de mientras mejor, más caros y extravagantes sean los regalos, más queremos a la persona. “Necesitamos dejar de pensar que hacerlo todo es productivo y tenerlo todo es significativo.”

A fomentar la creatividad

Los regalos confeccionados en el hogar siempre son especiales. Llevan un mensaje de amor y cariño, que es la base de regalar. Hacer un regalo memorable nosotros mismos puede tomar menos tiempo que el que nos tomaría obtener el dinero para comprar un regalo, ir y volver de la tienda y lidiar con las largas filas para pagar. Las ideas son infinitas; muchas pueden estimular su vena creativa.

  • Reúna las recetas favoritas de la familia y cópielas en una carpeta personalizada.
  • Prepare frascos con combinaciones deliciosas de té y/o hierbas que se venden en grandes cantidades que pueden incluir lavanda, manzanilla o menta. Añada un colador de té para completar el paquete.  
  • Los artículos comestibles siempre son un éxito. Considere preparar algo delicioso que pueda repartir a todas las personas en su lista. El aceite de oliva con hierbas, las nueces con especias y las jaleas son los favoritos.
  • Las bolsas atractivas reusables, hechas de material reciclado, son un regalo práctico que puede usarse una y otra vez. Coloque las iniciales o pinte algún diseño para personalizarlas.  
  • Adornar artículos en cerámica, hacer obras de arte y decorar marcos de fotografía puede hacer que los niños participen y se entusiasmen con compartir los días festivos con amigos y familiares. 

Regalos no materiales

El Center for a New American Dream, una organización nacional sin fines de lucro que reta la definición “más es mejor” para tener una buena vida, sugiere que dar de uno mismo, regalar tiempo o experiencia, son regalos que se recordarán toda la vida.

  • Invite a un ser querido a un paseo por el zoológico, un evento deportivo o un picnic dentro o fuera de la casa.  
  • Regale un sueño a un amigo que ha expresado un interés en algo en particular. Inscríbalo en una clase de cocina, costura, fotografía o baile, a base de una investigación cuidadosa.
  • Compre un certificado de regalo para un masaje, sesión de acupuntura o cualquier otra terapia de relajación dentro de su comunidad como una forma de relajarse durante o después de las Navidades.  
  • Apoye la escena de arte local comprando boletos para una obra de teatro local o regale una membrecía para un museo.  

Regalos que otras personas ya disfrutaron

No todos los regalos tienen que ser nuevos. Visite tiendas de ropa de época o de antigüedades, acuda a las ventas de remate, subastas y tiendas de artículos usados para descubrir tesoros asombrosos. Mantenga una mente abierta o salga en busca de algo especial para una persona especial. Los recursos en línea como EstateSales.net y gsalr.com pueden ayudar a localizar las ventas de garaje y de remate. Busque artículos inusuales o que tengan un significado especial.  

  • Un recordatorio de la niñez, quizás un juguete favorito o revista de historietas.
  • Joyería antigua.
  • Bufandas de seda, un sombrero raro o un bolso divertido.
  • Libros, películas y música de época.
  • Artículos únicos para el hogar, desde jarrones y candelabros hasta platos y tazas de té (Replacements.com puede ayudar a conseguir piezas si el juego está incompleto).

Para la familia

Para las familias grandes o familias con hijos adultos, puede ser caro y tomar mucho tiempo salir a comprar un regalo para cada miembro de la familia. Intente una de estas ideas para eliminar la presión que esto causa.

  • En lugar de dar un regalo a cada miembro de la familia o pareja, piense en términos de un solo regalo para la casa.  
  • Haga una rifa. Cada miembro de la familia coloca su nombre dentro de un sombrero y pide a cada miembro que saque un nombre, para que cada persona solo necesite comprar uno o dos regalos.
  • Establezca un límite. En su libro Hundred Dollar Holiday: The Case for a More Joyful Christmas, el autor, Bill McKibben, sugiere que las familias limiten la cantidad que gastan y, en vez, hagan que las Navidades sean lo más divertidas posibles, repletas de canciones y alimentos, creatividad y unión.

Con un poco de planificación, mucho amor y cuidado, podemos hacer que esta temporada sea mucho más feliz, aun con menos cosas.


Beth Davis es una escritora que contribuye con las revistas Natural Awakenings.

Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags