Qigong: una gran ayuda para los pacientes con cáncer




Los pacientes con cáncer que practicaron qigong con regularidad, combinación de ejercicio suave y meditación con 5,000 años de antigüedad, durante casi tres meses, experimentaron niveles significativamente altos de bienestar, mejoría en la función cognitiva y menos inflamación comparado con un grupo control. El Dr. Byeongsang Oh, profesor y conferenciante de la Escuela de Medicina de la Universidad de Sydney, en Australia, quien condujo el estudio, dijo que la reducción de inflamación en los pacientes que practicaron qigong médico, una forma de medicina china tradicional, fue particularmente significativo.

El proyecto involucró 162 pacientes, entre las edades de 31 a 86 años; aquellos asignados al grupo de qigong médico llevaron a cabo un programa de 10 semanas con dos sesiones de 90 minutos supervisados por semana. También se les pidió que practicaran 30 minutos adicionales en su casa cada día.

Cuando el estudio comenzó no había diferencias significativas en las mediciones de la calidad de vida, fatiga, estado de ánimo e inflamación entre los grupos de intervención y control. Sin embargo, “los pacientes que practicaron el qigong médico experimentaron mejoría de forma significativa en la calidad de vida, incluido mayor bienestar físico, funcional, social y emocional, mientras que el grupo control se deterioró en todas estas áreas”, informa Oh.

Comenta que el estudio es el primer ensayo para medir el impacto del qigong médico en pacientes con cáncer. “Varios estudios han indicado que la inflamación crónica está asociada con la incidencia de cáncer, la progresión e incluso la sobrevivencia”, explica Oh. Él presentó los hallazgos en una conferencia reciente de la Sociedad Americana de Oncología Clínica.

Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags
Edit ModuleShow Tags